viernes, 15 de febrero de 2013

Posted by Claudia Martín Garrido on 13:16 No comments

Porque hay que educar desde la infancia, Hot Wheels se ha propuesto concienciar tanto a pequeños como a grandes la importancia de no conducir bajo los efectos del alcohol. 
Junto a la agencia Ogilvy India y en colaboración con el pub local The Little Doors (Bombay), que ofrecía el servicio de parking, los clientes recibían al salir junto con las llaves de su automóvil, un llavero de un coche en miniatura siniestrado.




El mensaje era increíble e impactante pese a la sencillez de la idea, en las manos podían estar las consecuencias de conducir bebido, de esta manera en el caso de que los clientes estuviesen ebrios, la tarjeta que acompañaba al coche incluía un número de teléfono para solicitar un servicio de conductores. Una genialísima campaña de concienciación dirigida a todos los públicos. Bravo por Hot Wheels.







0 comentarios:

Publicar un comentario